HISTORIA DE UNA FOTOGRAFIA Y MANET

La temprana relación de la fotografía con la pintura.

La historia de la fotografía en México tiene entre otros, un hito importante que relaciona a la política y al arte. El protagonista de esta historia es el fotógrafo francés François Aubert y para entender el contexto es necesario remitirnos a la época del Imperio Mexicano gobernado por el Emperador Maximiliano I a mediados del siglo XIX.

fotografo,mexico,historia de la fotografia

En esta época a la comunidad francesa de México la integraban unos seis mil comerciantes y artesanos asentados en las zonas urbanas, constituyendo así el grupo más numeroso de extranjeros de origen no hispánico.

Después de un largo derrotero político y de luchas encarnizadas, el 12 de Junio de 1864 Maximiliano y su esposa hicieron su entrada real en la ciudad de México, nombrados emperadores del Segundo Imperio Mexicano como forma de detener el avance anglosajón en América Latina y exigir el pago de las deudas del gobierno de Benito Juárez.

Fue él quien emprendió la construcción del Castillo de Chapultepec, que sería más tarde su residencia oficial.

El gobierno de Maximiliano

Su gobierno se vió envuelto en constantes vaivenes políticos: en Europa Napoleón III era acosado por la oposición de su país, que argumentaba que la creciente debilidad de Francia en Europa se debía a la aventura en México; en el Imperio la aplicación de sus ideas liberales afectaron a los conservadores que una vez lo apoyaron, decantando en una caída de su popularidad y la orden del retiro de las tropas francesas por parte del mismo Napoleón.

Este hecho le permitió a Juárez poder movilizarse hacia el sur. Sólo la capital de México, la de Veracruz y algunas áreas dispersas quedaron en dominio imperial. Una de estas áreas fue la ciudad de Querétaro en dónde Maximiliano buscó refugio y, el 15 de mayo de 1867 después de semanas de huir, él y su séquito se rindieron.

Junto con sus dos generales, Miramón y Mejía, fue juzgado por un consejo de guerra y condenado a la pena de muerte.

La ejecución se llevó a cabo el 19 de Junio de 1867 en el Cerro de las Campanas, desde donde es posible apreciar toda la ciudad de  Querétaro.

Pero estamos aquí para comentar sobre una fotografía en particular que se tomó luego del fusilamiento. Con Maximiliano llega a México el fotógrafo François Aubert, para desempeñarse como fotógrafo de la corte y documentar a delincuentes y prostitutas, un programa nacional que imitaba uno creado en Francia.

François Aubert en México

A su llegada compra un estudio fotográfico propiedad del fotógrafo Julio Amiel y lo denomina François Aubert y Cía.

historia de la fotografia, françois aubert, mexico

Aubert retrata toda la actividad del Emperador, entre ellas algunas fotografías de la tribu Kikapoas, aborígenes del norte de que viajaron a la ciudad de México para entrevistarse con él.

historia de la fotografia, mexico,

No sin cierta ironía, su trabajo en México culminará con una serie de fotografías tomadas el día de la ejecución de Maximiliano I, incluida una del pelotón de fusilamiento formado y mirando la cámara de frente.

historia de la fotografia, mexico

 

La Foto Icónica

La foto en cuestión es de la camisa que usaba Maximiliano al momento de ser fusilado: clavada sobre una puerta Aubert fotografía la camisa que muestra los seis disparos que le dieron muerte. En realidad Aubert fotografíó toda la ropa que llevaba puesta en ese momento, su levita y el cuerpo embalsamado dentro del ataúd. Ya que fue prohibida toda documentación fotográfica del fusilamiento, hizo un dibujo a lápiz de la escena.

historia de la fotografia, mexico

 

historia de la fotografia, mexico

Dibujo de la escena del fusilamiento realizado por Aubert

 

historia de la fotografia, mexico

Cuerpo de Maximiliano I embalsamado – Foto realizada por François Aubert

 

historia de la fotografia, mexico, cerro de las campanas

Lugar del fusilamiento – foto realizada por François Aubert – Cerro de las Campanas – Querétaro, México

¿Cuál es la importancia de este registro fotográfico? La muerte de Maximiliano causó un gran revuelo en Francia, a tal punto que Napoleón III prohibió la circulación de estas fotografías.

Manet produjo tres pinturas de gran formato, un pequeño boceto al óleo y una litografía en torno al tema. Se dice que lo hizo basado en los dibujos y fotografías tomadas por François Aubert, pero influenciado por el cuadro de Goya sobre los fusilamientos del 3 de mayo. Estas obras también recibieron la prohibición de ser exhibidas.

El Fusilamiento de Maximiliano – Edouard Manet-1867 -Óleo sobre lienzo

François Aubert, que nació en 1829 en Lyon, dónde estudió en su Escuela de Bellas Artes, no tiene un lugar destacado dentro de la historia de la fotografía mundial. Pero para la historia de la fotografía en México su trabajo ha sido muy importante retratando el paisaje mexicano y varias localidades, principalmente del Altiplano Central, así como eventos políticos, fiestas y los tipos populares tan en boga en la centuria decimonónica. Gracias a sus imágenes en medio tono es posible reconstruir espacios, personajes y costumbres de la sociedad del Segundo Imperio Mexicano.

 

Informes e inscripciones vía mail a info@iffcordoba.com

Instagram