BALANCE DE BLANCOS

¬ŅAMIGO O ENEMIGO DE NUESTRAS FOTOGRAF√ćAS?

Muchas veces hemos visto frustradas nuestras expectativas con una fotografía, debido a la reproducción incorrecta de los colores de la escena o bien porque toda la fotografía tiene una tonalidad ya sea azulada o anaranjada. Aquí desarrolaré una de las posibles causas, el balance de blancos.

Casi siempre,  esto sucede debido a un error en la configuración del control de balance de blancos de la cámara. Este control nos permite equilibrar los niveles de los colores, de tal manera que veamos blancos y negros puros.

Para comprender mejor el funcionamiento de este control que tienen las cámaras fotográficas, empezaré hablando de la Temperatura Color.

TEMPERATURA COLOR

Para entender la idea, piensen en un trozo de metal calentado al fuego. Primero emana un brillo rojizo y, cuando se va calentando, el color se pone m√°s blanco y luego, cuando realmente se calienta, empieza a emanar un brillo azulado.
La temperatura de color podr√≠a definirse como la sensaci√≥n que percibe el ojo humano ante una luz, siendo c√°lida si predomina el color √°mbar o fr√≠a si predomina el azul. Esta medici√≥n s√≥lo se aplica a la luz blanca y t√©cnicamente se define como la como ‚Äúla impresi√≥n de color a ciertas temperaturas que irradia un cuerpo negro perfecto‚ÄĚ. Esta temperatura se mide en grados Kelvin.

El concepto es simple. Piensen en el hierro al que se le va aplicando cada vez m√°s calor. Cuando su temperatura llega a unos 1.000 K (grados kelvin) adquiere una tonalidad rojiza. Si la temperatura sube hasta colocarse entre 2000 y 3000 K su color se vuelve amarillento.¬† A 4.000 K su tono es blanco neutro y entre 5.000 y 7.000K blanco fr√≠o. Sin embargo, cuando hablamos de luz, la ‚Äútemperatura‚ÄĚ es s√≥lo una medida relativa: no tiene que ver con el calor f√≠sico sino con la sensaci√≥n que produce en el ojo humano.

¬ŅQU√Č ES LO QUE NECESITAMOS SABER?

Como fot√≥grafos, todo lo que necesitamos saber es que los distintos tipos de fuentes de luz emiten diferentes colores. ¬†A esto tambi√©n se lo denomina ‚ÄúDOMINANTE DE COLOR‚ÄĚ.
5000 kelvins es lo que los fot√≥grafos llamamos luz blanca y es representada como ‚Äėluz d√≠a‚Äô.
Entonces cuando utilizamos el control de balance de blancos de nuestra c√°mara lo que estamos haciendo es ‚Äúneutralizar‚ÄĚ esa dominante.

En la tabla de abajo podemos apreciar las diferentes temperaturas color de las diferentes fuentes de luces, tanto naturales como artificiales y sus respectivas dominantes.

escala de grados kelvin

FUNCIONAMIENTO DEL BALANCE DE BLANCOS DE LA C√ĀMARA

Ya vimos, entonces, cu√°l es la problem√°tica con las distintas fuentes de luces.
Todas las c√°maras digitales tienen un control que nos permite neutralizar la dominante de color de la escena a fotografiar, ya sea con luz natural o luz artificial.
Ese control normalmente está identificado con las letras WB, que son las iniciales, en inglés, de balance de blancos (White Balance).
La siguiente tabla muestra los diferentes modos de balance de blancos disponibles en casi todas las c√°maras digitales.

 

tabla de balance de blancos de la c√°maraComo se puede ver, hay seis opciones ya preestablecidas, que est√°n identificadas con √≠conos que representan diferentes situaciones de luz o de diferentes fuentes de luces. Se supone que ‚Äúdeber√≠amos‚ÄĚ seleccionar el que corresponde a la luz de la escena a fotografiar, pero veremos que no siempre es as√≠. Que depender√° del resultado que se est√° buscando.
Siempre estas opciones preestablecidas nos dar√°n un resultado de colores neutros.

Luego vemos que disponemos de una opción AUTO (automático) que en términos generales resuelve muy bien el equilibrio de los colores de las diferentes fuentes de luz. Esta opción es la más utilizada y sobre todo cuando estamos fotografiando en formato RAW, que a través de los programas de revelado de estos archivos,  podremos ajustar el balance de blancos a nuestro parecer.

La opción personalizada nos permitirá ajustar el balance de blancos de una manera más precisa para las condiciones o fuente de luz de nuestra foto.
Para hacer un ajuste personalizado del balance de blancos, cada c√°mara tiene un procedimiento a trav√©s del men√ļ de configuraci√≥n, el cual debemos seguir para lograr establecer el balance adecuado. Esto es fundamental cuando se realizan reproducciones de obras de arte o fotografiamos moda, por ejemplo.

La √ļltima opci√≥n de control es la de los grados kelvin, que viene en algunos modelos de c√°maras. El √≠cono es la letra K y en t√©rminos generales la escala va desde los 2.500K a 10.000K, con lo cual ajustamos el valor de la temperatura y la c√°mara compensar√° en funci√≥n de ello.

¬ŅCOMO FUNCIONA EL CONTROL DE BALANCE DE BLANCOS?

Como dije cuando hablé de la temperatura color, lo que nos interesa es saber cuál es la dominante de color que tiene la fuente de luz de la escena a fotografiar.

FUENTE DE LUZ DOMINANTE
L√°mparas comunes ‚Äďdicroicas (incandescentes / tungsteno) -velas C√°lida- Predominan los colores rojos y anaranjados.
D√≠as nublados Fr√≠a ‚Äď Predominio de colores azules
Escena a la sombra Fr√≠a ‚Äď Predominio de colores azules
Tubos Fluorescentes Predominio de colores verdosos

 

Entonces, si conocemos cómo se comporta la luz con la que vamos a trabajar, podemos anticipar saber cuál es el ajuste más conveniente, de acuerdo al resultado que buscamos.

 

comparación de los diferentes balances de blancos

Como se puede ver en la imagen anterior, tenemos la escena de un atardecer. Observamos el efecto que produce la utilización de los diferentes balances.
Para entender mejor veamos qué hace nuestra cámara con los diferentes balances predeterminados.

 

DOMINANTE LA C√ĀMARA AGREGA
C√°lida- Predominan los colores rojos y anaranjados. AZUL
Fr√≠a ‚Äď Predominio de colores azules ROJO
Fr√≠a ‚Äď Predominio de colores azules ROJO
Predominio de colores verdosos MAGENTA

 

Viendo esta tabla y la foto del atardecer se entiende mejor el comportamiento de cada uno de los balances de blancos.
Esto me permite afirmar y sugerir,  usar este control de una manera creativa y no necesariamente haciendo coincidir la iluminación de la escena con el balance correspondiente. La coincidencia hará que el resultado sean imágenes con colores neutros, sin llegar a acentuar conceptos de calidez, por ejemplo.

Hasta la próxima!

© Rubén García- IFF

Informes e inscripciones vía mail a info@iffcordoba.com

REGLA DE LOS TERCIOS

COMPOSICI√ďN

En fotografía, como en otras ramas del arte, usamos el término composición para indicar un ordenamiento de los elementos que constituyen la imagen para hacer de su lectura más comprensible o bien para resaltar el tema principal.

Regla de los tercios

Empezando a ordenar lo que vemos por el visor.

Podemos comparar el hecho de tomar fotografías con escribir. Cuando escribimos debemos respetar ciertas reglas que harán comprensible una frase, por ejemplo, para la mayoría de las personas.

La m√°s b√°sica de esas reglas es la llamada ‚ÄúRegla de Los Tercios‚ÄĚ, que consiste en dividir el encuadre en tres tercios horizontales y tres verticales. Esa divisi√≥n establece 4 puntos de intersecci√≥n, los que se denominan ‚ÄúPuntos Fuertes‚ÄĚ. Esos puntos marcan el lugar donde deber√≠amos colocar el centro de inter√©s de nuestra foto para romper con la cl√°sica costumbre de colocarlo en el centro del encuadre.

Esta división del espacio se hace de manera imaginaria a la vez que observamos por el visor de la cámara, algunos modelos permiten habilitar una cuadrícula que se verá en el visor, con lo que nos ayudará a componer nuestra imagen en función de esta regla.
Si hacemos una foto con un solo centro de interés es conveniente ubicarlo en alguno de esos  puntos o cerca de él. En el caso de tener dos centros de interés lo aconsejable es colocarlos en puntos opuestos.

regla de los tercios

Con esto nuestras fotos ganarán en fuerza y energía; aparece la sensación de equilibrio entre otras.

vista de planta del sur

En fotografías de paisajes se aconseja situar el horizonte ya sea en el tercio inferior o en el superior, de esta manera estaremos dando protagonismo al cielo (tercio inferior) o el suelo
(tercio superior).

 

paisaje de mar con la regla de los tercios

HORIZONTE EN EL TERCIO INFERIOR

 

atardecer sobre el rio

HORIZONTE EN EL TERCIO SUPERIOR

En un retrato colocaremos a la persona en uno de los tercios  cerca de los puntos fuertes y dejaremos un espacio por delante de la mirada, de esta manera destacamos al sujeto. Esta manera de componer se la conoce también como regla de la mirada.

retrato de hombre con guias

 

 

lila downs cantando

Si lo que vamos a fotografiar tiene una estructura simétrica, entonces es totalmente válido hacer una composición centrada: reflejos, líneas paralelas, ejes que dividen en dos partes la imagen, etc.

 

frente de una cosntruccion

Aplicando estos pocos consejos verás como tu fotografía alcanza otro nivel.
De todos modos, si bien hay reglas, la composici√≥n acompa√Īa el mensaje que como fot√≥grafos queremos expresar.

Hasta pronto!

© Rubén García-2018

Informes e inscripciones vía mail a info@iffcordoba.com

Comentarios cerrados
Instagram